jueves, 19 de abril de 2012

INFANTE LUIS FELIPE DE PORTUGAL. PRINCIPE HEREDERO.

Luis Felipe de Sajonia Coburgo y Gotha y Braganza. Nació el 21 de marzo de 1887 en Lisboa, Portugal. Hijo mayor del Rey Carlos I de Portugal y de la Princesa Amelia de Orleans. Su nacimiento se produjo cuando aún su padre era el Príncipe Heredero Portugal, por lo que recibió el título de Príncipe de Beira y Duque de Barcelos. Posteriormente fue creado Comendador de la Orden de la Inmaculada Concepción de Vila Viçosa, Caballero de la Orden de la Jarretera, y Caballero de la Orden del Toisón de Oro. Tras la muerte de u abuelo paterno, Luis I, su padre se convirtió en el Rey Carlos I, y por consiguiente, Luis Felipe se convirtió en el Heredero al Trono y Duque de Braganza. En 1907 Luis Felipe actuó como Regente del Reino, mientras su padre se encontraba fuera del país. Ese mismo año hizo una visita oficial de gran éxito a las colonias portuguesas en África, siendo la primera vez en ir allí. Como todos los Braganza, mostró muchas aptitudes para las artes, además de su educación militar. Llegaron a realizarse negociaciones para casarlo con su prima, la princesa Patricia de Connaught, nieta de la Reina Victoria I del Reino Unido y del Príncipe Alberto de Sajonia-Coburgo y Gotha, e hija del Príncipe Arturo, Duque de Connaught y Strathearn y, de la Princesa Luisa Margarita de Prusia. Sin embargo su prematura muerte impidió que se concretara. Luis Felipe, conocedor de las amenazas de muerte a su padre, iba siempre armado con un revólver, para defenderse cuando fuera preciso, jurando siempre que lo matarían a él antes que permitir que le pasara nada a su padre. El 01 de febrero de 1908 Don Luís Felipe y su familia regresaban a Lisboa desde el palacio de Vila Viçosa. Alfredo Costa y Manuel Buiça, dos miembros de una sociedad revolucionaria llamada carbonaria, dispararon contra toda la familia real, hiriendo al Heredero, a su hermano menor y a su padre. Carlos I murió inmediatamente, mientras que Luis Felipe, que abatió a uno de los asesinos, fue herido de gravedad y murió veinte minutos después. Manuel sobrevivió al ataque, recibiendo sólo un disparo en el brazo, mientras que su madre Amelia salió ilesa. Así, Manuel sucedió a su padre en el trono como Manuel II de Portugal. Algunos genealogistas se refieren a Don Luis como el Rey Luis II de Portugal. Sin embargo, a pesar de que sobrevivió a su padre durante veinte minutos, no puede ser considerado como Rey ya que la monarquía portuguesa carecía de sucesión automática, lo que significa que los Herederos siempre necesitaron ser aclamados por el Parlamento antes de convertirse en Soberanos legales. Luís Felipe fue sepultado junto a su padre en el Panteón Real de la Dinastía de los Braganza en Lisboa. El 05 de octubre de 1910, la monarquía bajo el reinado de Manuel II, fue derrocada en un golpe militar y fue establecida la Primera República portuguesa. Eso muy probablemente no hubiera ocurrido si Luís Felipe se hubiera convertido en Rey, ya que había heredado la gran popularidad de su padre entre los oficiales del ejército portugués, mientras que Manuel II era despreciado por el ejército debido a la falta de sensibilidad militar que mostraba.