jueves, 10 de abril de 2008

PABLO, PRINCIPE DE GRECIA Y DINAMARCA. HEREDERO AL TRONO DE GRECIA.


Pablo de Schleswig-Holstein-Sonderburg-Glücksburg. Nació el 20 de mayo de 1967 en Tatoi, Grecia. Hijo del Rey Constantino II de Grecia y de la Princesa Ana María de Dinamarca. Por tradición fue llamado como su abuelo, el Rey Pablo VI de Grecia. Pablo nació en un período turbulento en la política griega. En 1965 su padre, despidió al Primer Ministro, lo cuál provocó el desequilibrio político que había sido conseguido dentro del país. Durante los siguientes 22 meses, hubo cambios de gobierno, huelgas, y pérdida de confianza de los inversionistas extranjeros. El 21 de abril de 1967, sólo un mes antes del nacimiento del Príncipe Heredero, se produjo un golpe militar, tomando el control del gobierno. La Junta Militar reconoció al Rey como el jefe de estado, aunque con escaso poder de actuación. En diciembre del mismo año, Constantino II intentó un contragolpe, pero no pudo reunir el suficiente apoyo militar. El Rey debió huir junto con su familia a Roma, a fin de evitar su arresto por parte de los militares. En 1974 un referéndum dio como resultado que se aceptaba la República como forma de gobierno. Luego de ello la familia real se trasladó de Roma a Londres. Pablo estudió en una escuela griega en Londres y en un colegio militar en Estados Unidos. En Georgetown, donde obtuvo el diploma en ciencias internacionales, tuvo como compañero de habitación a su primo, el Príncipe Felipe de España. El 01 de julio de 1995 en Londres, Reino Unido, el Príncipe Heredero Pablo de Grecia se casó con una millonaria heredera norteamericana, María Chantal Millar. De dicho matrimonio nacieron cuatro hijos: la Princesa María Olimpia, el Príncipe Constantino, el Príncipe Aquileas y el Príncipe Odisseus. Actualmente la Princesa está embarazada de su quinto hijo. Pablo y su familia viven en Nueva York, Estados Unidos, donde trabaja como asesor financiero. En materia deportiva el Príncipe es un experimentado regatista, al mando del velero María Chantal IV, regalo de su suegro, el millonario Robert Miller.